Informe semanal del 14/11/2017

<< Vuelta a las noticias

– Resultados corporativos: cuidado con la ilusión óptica

La temporada de resultados corporativos del tercer trimestre termina en Estados Unidos; pero está en pleno apogeo en Europa. ¿Cuál es el balance?

En Estados Unidos, el primer análisis es brillante. El 77% de las empresas superó las expectativas de resultados y el 67% las expectativas de ventas. El crecimiento de los BPA, que se esperaba que fuera del 5,4%, estará más cerca del 6,2%. Son cifras para contemplar con envidia… y desconfianza, ya que las disparidades entre los títulos y los sectores son grandes, así como entre los distintos tipos de empresas. Los avances son significativos entre las compañías que realizan la mayoría de sus ventas fuera de EEUU, pero las empresas domésticas mantienen un crecimiento moderado de la facturación (3,5% en un año).

Estas empresas sufrieron algunos fenómenos excepcionales como fueron los ciclones de finales de verano, pero los responsables de las empresas apuntan como causa a la falta de dinamismo de las empresas americanas.

La tendencia europea está en línea con el trimestre anterior: buenos resultados globales, muy buenos resultados para algunas empresas, pero otras compañías con resultados significativamente por debajo las expectativas (alrededor del 25%) y reacciones del mercado bastantes cautas. Muchos de los buenos resultados han sido recibidos, como mucho, ya que los inversores prefieren recoger sus beneficios en los ganadores del año. Pocos de ellos aprovecharon las caídas significativas de determinados títulos para reposicionarse de forma contrarian de cara a final de año.

En ambos lados del Atlántico, la dispersión de los resultados sectoriales es muy grande y los ganadores suelen ser los mismos: energía, servicios públicos, inmobiliario y tecnología, especialmente en EEUU, con un nuevo trimestre espectacular de los GAFA. Los perdedores fueron igualmente: telecomunicaciones, salud y servicios financieros.

Predijimos que la prima sería la selectividad: esta temporada es un ejemplo muy bueno.

Europtimismo. La Comisión Europea ha revisado al alza sus previsiones de crecimiento para la zona del euro, hasta el 2,2% en 2017 (frente al 1,7% previsto en mayo) y el 2,1% en 2018 (frente al 1,8%). También dio una primera estimación para 2019, del 1,9%. La Comisión observa que los principales riesgos para el crecimiento provienen de fenómenos externos. En la Unión Europea, los principales riesgos son las negociaciones sobre el Brexit, una fuerte apreciación del euro y un aumento repentino de los tipos de interés a largo plazo.

– El Stock-Picking de la semana: SCHAEFFLER, especialista en piezas y sistemas de automóviles e industriales relacionados con la función de rodamientos

Un pequeño paso atrás. Antes de la publicación del segundo trimestre de 2017, el fabricante alemán de equipamiento había advertido sobre sus objetivos anuales, anunciando un margen del 9,9% durante el trimestre frente al 12,5% previsto para el año. Habíamos vuelto a abrir el archivo en esta ocasión. Posteriormente, el grupo aprovechó su ‘día del inversor’ para hacer alarde de sus tecnologías y justificar el incidente debido un aumento temporal de los costes de I + D y problemas logísticos.

Actualidad. La publicación de los resultados del tercer trimestre apoya las promesas de la dirección. El margen de EBIT se eleva a 12,1% (objetivo de margen anual del 11,5%) y la compañía confirma su perspectiva. El crecimiento va en aumento, con un alza de los ingresos del 7,4% interanual y una generación neta de caja de 333 millones de euros en el trimestre. El crecimiento de la división de automóviles (+ 6,9% a tipos de cambio constantes) fue impulsado por China (+ 26,3%) y la división industrial registró un fuerte impulso, con un crecimiento del 9,2% a tipos de cambio constantes. En lo que respecta a los márgenes, la división industrial continúa mejorando, mientras que la del automóvil todavía sufre temporalmente de una aceleración de la I + D centrada en los motores híbridos. El descenso del nivel de la deuda (un aspecto importante del caso) se está acelerando y se traduce en una reducción de los gastos financieros (-104 millones de euros frente a -320 millones en los primeros 9 meses).

Conclusión. Una publicación tranquilizadora, que valida nuestro caso de inversión. Mantenemos la posición en Echiquier Value.